Aceite de frambuesa

aceite de frambuesa

Origen del aceite de frambuesa.

El aceite de frambuesa se extrae de las semillas del fruto de frambuesa por presión en frio. Después de la extracción se realiza un filtrado al aceite.

Este aceite vegetal es de color amarillo anaranjado, sin embargo lo que más destaca de él es su olor afrutado a frambuesa.

Rubus idaeus, es el otro nombre que tiene este arbusto perenne conocido popularmente como frambueso.

Esta especie vegetal está muy extendida por Europa y en algunas zonas de Asía. Arbusto de hoja perenne, su fruto es de sabor dulce.

La época de recolección se centra entre finales de verano y principios de otoño cuando el fruto llega a tener un buen grado de maduración.

Es un aceite emergente en cosmética dado que se destina para tratamientos concretos y especiales.

¿Qué composición tiene el aceite de semilla de frambuesa?

El aceite de frambuesa destaca por su notable contenido en ácidos grasos poliinsaturados, entre los que predominan:

  • Ácido omega 6 entre un 50 a 60%.
  • Omega 3 alrededor de un 30%.
  • Ácido omega 9 tiene menor presencia algo más de un 10%.

En la parte insaponificable se distingue:

  • Su elevado contenido en vitamina A, mantiene en condiciones adecuadas el grosor de la piel, ademas interviene en reparar las células.
  • Vitamina E, participa en reducir el envejecimiento de la piel.
  • Vitamina C, refuerza los capilares y mantiene estable el colágeno.
  • Ácido gálico, es un excelente antioxidante y retrasa los cambios estructurales de la piel ocasionados por el paso del tiempo.
  • Luteina, es un miembro de la familia de los carotenoides actúa como protector celular.
  • Fito xantinas,

¿Cuáles son las propiedades del aceite de frambuesa?

Su sorprendente composición inciden de forma positiva sobre la piel que es el órgano al cual va destinado su aplicación.

  • Es un excelente regenerador cutáneo.
  • Ilumina la piel.
  • Elimina las células muertas, mantiene la piel limpia y con más luz.
  • Tiene efecto calmante y antipuriginoso.
  • Protege la membrana celular.
  • Es un excelente protector frente a los daños causados por la exposición de los rayos U.V.A
  • Nutre de forma excepcional la piel.
  • Es un buen hidratante combate la sequedad cutánea.
  • Efectivo contra arrugas.
  • Proporciona vitalidad
  • Es activo contra las quemaduras solares leves.
propiedades del aceite de frambuesa
El aceite de frambuesa, se le atribuyen muchas propiedades entre las que destaca regenerantes hidratantes y calmantes.

Aunque no se ha demostrado realmente que los aceites vegetales tengan efectividad contra la celulítis, si se sabe que el aceite de frambuesa es uno de los aceites vegetales que tiene efecto positivo activando la circulación.

Hay plantas que se maceran en aceite vegetales y si pueden reducir la celulitis.

Usos del aceite de semilla de frambuesa.

No es un aceite de uso frecuente en cosmética está más orientado a tratamientos muy específicos y especiales como tratamientos intensivos rejuvenecedores para el cutis, cuello, escote, contorno de ojos y corporales.

Por otro lado el aceite de frambuesa se utiliza como ingrediente en la elaboración de productos labiales, cremas de tratamiento antiedad, emulsiones, mascarillas tanto capilares, faciales como corporales y serums.

Aceite de semilla de frambuesa para la piel corporal y el cutis.

El uso de aceite de frambuesa no esta extendido en cosmética casera ni en cosmética industrial, por ser un gran desconocido y la escasa oferta comercial que se ofrece.

Este aceite vegetal es un concentrado de sustancias activas con múltiples beneficios para la piel.

El conjunto de compuestos bioquímicos del aceite de frambuesa hacen que sea un aceite vegetal especial para pieles delicadas, sensibles, descamadas y envejecidas prematuramente sin luminosidad de aspecto apagado.

Le podríamos clasificar como un aceite básico para pieles maduras o para aquellas que desean retrasar el envejecimiento cutáneo.

Es un aceite extraordinario por la concentración tan eleveda que tiene de principios activos, esto admite que se pueda utilizar como aceite base puro o como principio activo.

La cantidad que se debe de incorporar en formulaciones cosméticas como principio activo sería entre un 5% a un 10% del total del preparado.

Aceite de frambuesa para pieles maduras.

Las pieles maduras necesitan mucha atención, en esta etapa los cambios son más rápidos, debido a un proceso hormonal o por la disminución de la secreción sebácea.

Cuando se cuida la piel y se mantiene hidratada, nutrida, además se aporta ingredientes que ayuden a contrarrestar los efectos del paso del tiempo y de la menopausia, si el equilibrio lipídico y de agua se conserva el envejecimiento puede ser más lento.

El mantenimiento del cuidado de la piel es fundamental para proporcionarle prevención y salud, dado que es el órgano barrera y protector contra agentes del exterior.

Aceite de frambuesa para el cuidado del contorno de ojos.

Cuidar y tratar la piel del contorno de ojos como todo necesita tiempo. Esta rutina de cuidado al final tiene su recompensa, como es retrasar o disminuir la aparición de arrugas, reducir las ojeras, en realidad lo que se persigue es mantener esta área de la cara en perfectas condiciones.

Los aceites más adecuados y aquellos que se pueden mezclar con el aceite de frambuesa para reforzar esta zona del rostro tan sensible son:

  • Aguacate.
  • Argán.
  • Semilla de uva.
  • Camelia.
  • Rosa de mosqueta.
  • Higo chumbo.

Y en especial el aceite de ricino, dado que presenta la posibilidad de tratar toda la zona del ojo, atenuar la ojeras y bolsas.

El aceite de frambuesa además de puede usar solo.

aceite de frambuesa para la piel
El aceite de frambuesa actúa como con concentrado de propiedades para la piel

Aceite de frambuesa como protector solar.

Es un aceite que presenta cierta capacidad como filtro solar de los rayos UVA y UVC,

Por otro lado, contribuye a proteger la piel de forma natural de las agresiones externas tanto medioambientales como del proceso natural de perdida de propiedades de la piel.

Su rica composición bioquímica le facultan con acción preventiva en la aparición de sequedad, cicatriza, suaviza la piel después de tomar el sol, además de reestructurarla.

Estas acciones del aceite de frambuesa se deben a la presencia de diferentes compuestos antioxidantes y por ser muy rico en carotenoides.

El aceite de semilla de frambuesa no es útil para filtrar los rayos UVB, en realidad no filtra este tipo de radiación.

Cuando nos exponemos al sol y siempre que sea necesario hay que utilizar un protector solar y tomar las medidas adecuadas frente a los rayos del sol.

¿Qué beneficios aporta el aceite de frambuesa?

Uno de los principales efectos que produce el aceite de frambuesa es hidratar en profundidad los tejidos dermicos.

Al mismo tiempo, la piel mantiene un nivel adecuado de hidratación durante más tiempo, dado que evita la pérdida de agua.

Una piel bien hidratada permite ralentizar el proceso natural de envejecimiento.

Otro efecto del aceite de frambuesa, es su capacidad regeneradora del contorno de los ojos, cabe destacar su acción de mejorar las arrugas que se forman alrededor de los labios, el llamado popularmente código de barras.

Se le reconoce efectividad atenuando arrugas de forma general y de restaurar el equilibrio lipídico.

Por otro lado al mismo tiempo proporciona efecto sedoso a la piel.

Son varios los hábitos que ayudan a tener la piel bien hidratada entre ellos la sana y equilibrada alimentación como el consumo adecuado de agua.

aceite de frambuesa para las arrugas
El aceite de frambuesa nutre e hidrata en profuncidad

Recetas con aceite de frambuesa.

Este aceite vegetal es un concentrado cosmético, por esta razón se necesita menos cantidad comparado con otro aceite vegetal cuando se elaboran productos cosméticos.

Efecto antienvejecimiento.

  • 1,5 gramos de aceite de frambuesa.
  • 20 gramos de aceite de caléndula.
  • 10 gramos de aceite rosa mosqueta.
  • 3 gotas de aceite esencial de lavanda.

Efecto calmante.

  • 1,5 gramos de aceite de frambuesa.
  • 15 gramos de aceite de manzanilla.
  • 15 gramos aceite de caléndula.
  • 10 gramos de aceite vegetal de hiperico.
  • 4 gotas aceite esencial de lavanda.

Para aplicarlo antes de tomar el sol.

  • 20 gramos de aceite de avellana.
  • 1,5 gramos aceite de zanahoria.
  • 20 gramos de aceite de sésamo.
  • 2 gramos de aceite de frambuesa.

Mezclar perfectamente los aceites agitando hasta su unión. Solo aplicar por la noche.

Como siempre comento protegerse del sol sobre todo de las horas centrales del día, siempre es necesario cuidar nuestra piel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *