Fresa

fresa

¿Qué es la fresa o frutilla?

Fresa vitaminas y minerales es el fruto del fresal de nombre botánico Fragaria vesca. Los ancestros de la frutilla cultivada provienen de plantas silvestres siendo estas más pequeñas, aromáticas, algo menos carnosas y con un toque ácido intensamente acentuado comparadas con las fresas cultivadas.

La fresa es un fruto bastante interesante alimentariamente hablando. Su sabor, aroma y color la hacen especialmente apetecible a la hora de comer.

Comer esta pequeña fruta proporciona muchos beneficios al organismo, ya que su composición es saludable y ayuda a prevenir algún tipo de enfermedad cardiovascular.

Cultivo de la fresa o frutilla.

Existen muchas variedades de fresas todas ellas se desarrollan bien en suelos ligeramente ácidos, sin embargo hay que comentar que los suelos calcáreos no son los más adecuados para este tipo de matas, aún así también se pueden cultivar en esta clase de terreno.

A la frutilla o Fragaria vesca le gusta estar en zona soleada con un suelo fresco y no encharcado.

El fresal es una planta muy exigente con el contenido de nutrientes, de ahí que en su etapa de crecimiento y producción necesite ser abonado con compost.

El riego tiene dos etapas antes de la fructificación, el fresal necesita menos agua, y a partir de echar el fruto el riesgo debe ser más abundante, de tal forma que el suelo tiene que permanecer húmedo, eso si sin encharcamientos.

El riego por goteo resulta bastante ideal para este tipo de plantas.

En la siembra hoy en día no se utilizan semillas para conseguir plantas de fresal, pues se trata de una operación complicada y lenta que puede retrasar la producción por lo menos un año.

Los fresales no requieren cuidados especiales, eso sí hay que controlar el crecimiento de hierbas a su alrededor, las regaremos, echaremos compost y vigilaremos que no tengan plagas.

La recolección se hace en la primavera siguiente de la plantación y continua hasta bien entrado el verano. Las fresas cultivadas en el huerto familiar tienen un sabor intenso.

propiedades, composición, contraindicaciones fresa
El fresal se puede plantar en el huerto casero.

Propiedades de la frutilla o fresa.

Las fresas o frutilla destaca por su riqueza en nutrientes.

  • Es una excelente fuente antioxidante.
  • Mejora el transito intestinal.
  • Diurética.
  • Depurativa.
  • Su contenido en calorías es bajo.
  • Contribuye a prevenir enfermedades cardiovasculares.
  • Aportan agua por lo tanto ayudan a mantener la hidratación en el organismo.
  • Es ideal es estados de anemia ferropénica debido a su contenido en vitamina C.

Composición en vitaminas y minerales de la fresa o frutilla.

La composición nutricional de la fresa es muy interesante porque en una fruta tan pequeña encontramos una alacena de vitaminas y minerales, sin olvidar otros bioelementos.

Composición nutricional por 100 gramos comestibles.

  • Proteínas 07 g.
  • Hidratos de carbono 7 g.
  • Agua 89,5 g.
  • Fibra 2,2 g.

Vitaminas.

  • Tiamina 0,025 mg.
  • Riboflavina 0,023 mg.
  • Vitamina B 6 0.048 mg.
  • Vitamina C 58 mg
  • Ácido fólico 25 µg.
  • Vitamina A 12 UI.

Minerales.

  • Calcio 16 mg.
  • Hierro 0,4 mg.
  • Magnesio de 12 a 14 mg.
  • Zinc 0,15 mg.
  • Sodio 0,9 mg.
  • Fósforo 25 mg.
  • Potasio 154 mg.

Compuestos fitoquímicos.

  • Flavonoides.
  • Compuestos fenólicos.

El contenido energético y calorico de la fresa es bajo, asimismo también es pobre en proteínas, sin embargo es muy rica en ácido ascórbico o vitamina C.

Se puede observar la riqueza de la fresa vitaminas y minerales.

para que sirve y beneficios de la fresa
Esta fruta es muy rica en nutrientes.

Para que sirve la frutilla, sus beneficios para la salud.

Esta pequeña y deliciosa fruta es una fuente en nutrientes esenciales y metabólitos secundarios, con propiedades beneficiosas para el organismo humano. Por otro lado se utiliza con frecuencia en gastronomía debido a que presenta un sabor muy agradable.

El contenido en flavonoides en la fresa ha demostrado tener capacidad anticancerigena.

Además mantiene un efecto positivo en la hipercolesterolemia, asimismo protege al colesterol LDL del proceso oxidativo, dificultando su adherencia en las placas de ateroma. Además se le atribuye propiedades antiinflamatorias.

Este tipo de acciones ha relacionado a la fresa con una menor incidencia en enfermedades de tipo cardiovascular.

Por otro lado el consumo continuado de fresas ofrece protección celular contra el daño oxidativo, ya que promueve una adecuada función del tejido endotelial.

A su efecto antioxidante se le suma su contribución en la mejor del transito intestinal.

Asimismo el sistema inmunitario se beneficia del consumo de fresas, dado que es muy rica en vitamina C, sin olvidar su capacidad de contribuir en estados anémico ferropénico, porque el ácido ascórbico ayuda a fijar el hierro en sangre.

Otro oligoelemento presente en la frutilla es el ácido fólico muy importante durante el embarazo por su efecto preventivo en malformaciones como puede ser la espina bífida.

Esta fruta estacional es beneficiosa para nuestra salud. La alimentación afecta a nuestro organismo ya sea en positivo como en negativo. Es importante mantener una dieta equilibrada.

Estudios realizados en la Universidad de Ohio con fresas se empieza a relacionar el consumo casi continuado de fresas con el menor riesgo de tener càncer. Este tipo de estudios aún no son concluyentes.

Cómo preparar fresas.

La forma más frecuente de comer la frutilla es en fresco cuando ya está madura, siendo muy fácilmente digerible, además de esta forma conserva muchas propiedades. También se pueden emplear en compota, mermelada, ensalada y en postres dulces.

Esta fruta es de temporada y se aconseja su consumo cuando el mercado nos la ofrece.

Una forma frecuente de consumo es la fresa con zumo de naranja, con nueces o Almendra troceadas. Es una delicia tomar esta forma de preparado.

También se consume las fresas con leche, yogur, Avena y para los más golosos con nata o chocolate.

hacer mascarilla para la cara, como tomar fresas
Fresas con nata postre pospular.

Cómo hacer mascarilla con fresas para el rostro.

La gran fuente de vitaminas y minerales presentes en esta fruta se puede aprovechar para que nuestro rostro luzca mejor. Para ello haremos una mascarilla casera con la frutilla.

Ingredientes:

  • Entre 5 o 6 fresas bien lavadas.
  • Media clara de huevo.
  • Infusión de manzanilla.
  • Aceite de caléndula.

Forma de hacer nuestra mascarilla casera.

Machacamos las fresas, añadimos la clara de huevo un poco batida, e incorporamos poco a poco la infusión de manzanilla fría según nos vaya pidiendo. Reservamos un poco de manzanilla para el final.

Para pieles secas añadimos unas gotitas de aceite de caléndula.

Hecha la mascarilla la extendemos por el rostro limpio. Dejamos que actué hasta que se seque, será aproximadamente unos 15 minutos, y la retiramos con agua. Nos secamos la cara y nos echamos manzanilla para después incorporar nuestra crema habitual.

Contraindicaciones de la fresa.

Aún siendo una fruta de bajo contenido en glucosa, las personas diabéticas deben tomarla en función de las pautas recibidas por su médico.

Algunas personas pueden ser sensibles a la fresa o pueden ser alérgicas.

¿Te ha gustado su contenido?. Puede distribuirlo a través de las redes sociales. Nos ayudarás a crecer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.